Matt Spike es uno de los fotógrafos con más renombre dentro del mundo de la fotografía fetichista. Si aún no lo conoces, te animamos a que mires detenidamente su porfolio. Hace poco, a Spike le llegó el encargo de una hombre adinerado que le fotografiara junto a scorts inyectándose metanfetamina, una de las drogas más populares entre el chemsex.

La nueva colección de Matt Spike nos ubica en una realidad que, nos guste más o menos, está más que presente dentro del sexo homosexual. Tomando fotos de scorts chutándose mientras el hombre que ha pagado por estas fotografías mira partidos de tenis en la televisión.

“Básicamente, es un hombre de negocios rico que ha venido desde otro país y ha contratado uno o más scorts, vistiéndolos con este uniforme fantasioso. Luego, está feliz de estar sentado ahí y mirarle chutarse meta”, ha declarado Spike a Gay Star News.

“Cuando estaba allí, le pregunté al chico si no le importaba que le sacara una foto suya metiéndose meta. Accedió siempre y cuando no mostrara su cara. Así que ésa es la única toma real de mi serie”.

Spike accedió a fotografiar la sesión de chemsex porque ya está trabajando en una sesión propia que explora la cultura del sexo y las drogas, pero esta será la única toma puramente real que tenga su serie. El resto de las fotos, exploran las subidas y bajadas que tiene el chemsex. Algunas simbolizan la soledad, confusión y desesperación.
El cristal es una de las drogas más comunes durante el chemsex, en un intento de encontrar una experiencia sexual que te excite hasta donde el cuerpo no puede por sí solo. Para sentirte realmente cachondo y elevar tu excitación mientras follas.
chemsex matt spike foto photo drugs gay
No entendemos qué saca el cliente que solicitó a Spike sacar estas fotografías, si su único rol en la serie es la de ver un partido de tenis en la televisión mientras su scort está colocado hasta las trancas.
“Simplemente disfruta drogando a la gente”.
Puedes echar un vistazo a la sesión de Matt Spike en este video:

¿QUÉ OPINAS?